Amazon Music vs Apple Music vs Spotify, comparativa de servicios de música streaming


La competencia entre los servicios de música en streaming arrecia. Durante los últimos años los usuarios hemos presenciado cómo la llegada de nuevas plataformas ha provocado que las que ya lidiaban en este mercado tengan que mejorar su oferta para no perder competitividad.

Y esta escalada constante ha provocado que actualmente tengamos acceso a un abanico de servicios más amplio, con catálogos más ambiciosos y modalidades de conexión de más calidad.

La guerra entre los servicios de música en streaming ya no adquiere consistencia en su repositorio de temas musicales. La mayor parte de ellos tiene más de 70 millones de canciones, por lo que su oferta musical ya no marca la diferencia.

Además, la cuota mensual de acceso a cada plataforma tampoco les permite diferenciarse porque la mayor parte de ellos toma como punto de partida una suscripción básica de 9,99 euros, que, eso sí, puede verse incrementada si queremos acceder a un repositorio de música sin pérdida de calidad.

La calidad de sonido está definitivamente en el punto de mira

Esta última característica, la calidad de sonido, es precisamente la que marca la diferencia ante unos catálogos capaces de colmar las exigencias de la mayor parte de los usuarios, y con un precio de acceso relativamente popular.

Es evidente que no todos los usuarios necesitan tener música con calidad de máster de estudio, y es muy razonable que sea así porque para apreciarla es necesario tener unos auriculares o un equipo de música de buena calidad.

Aun así, no cabe ninguna duda de que este es el terreno en el que los servicios han decidido plantear batalla. Hasta hace relativamente poco tiempo solo Tidal y Qobuz, los dos servicios con pedigrí audiófilo, se esforzaban para atraer la atención de los usuarios que dan tanta importancia a la calidad de sonido como al catálogo. Pero el panorama ha cambiado. Y lo ha hecho radicalmente.

Apple y Amazon han movido ficha: sus servicios de música en ‘streaming’ nos permiten acceder a canciones sin pérdida de calidad, e incluso con calidad de máster de estudio, por 9,99 euros al mes

Apple ha anunciado hace unas horas que los usuarios de su servicio Apple Music tendrán acceso a partir del próximo mes de junio y sin coste adicional a música con alta calidad, tecnología de audio espacial y codificación Dolby Atmos.

Pero esa ‘alta calidad’ no se conforma con proponernos sonido con calidad de CD (16 bits y 44,1 kHz); algunos temas musicales estarán disponibles con calidad de máster de estudio (hasta 24 bits y 192 kHz).

La reacción de Amazon ha sido inmediata. Muy poco después del anuncio de Apple, el gigante de las ventas on-line anunció que ha puesto su servicio Music HD a disposición de todos los usuarios de Amazon Music Unlimited sin coste adicional.

Este servicio contiene más de 70 millones de canciones con calidad de CD y 7 millones de temas musicales con calidad de máster de estudio, así como temas codificados en Dolby Atmos y 360 Reality Audio, que es una tecnología de sonido envolvente desarrollada por Sony.

Streamingspotify

El órdago que acaban de poner sobre la mesa Apple y Amazon es contundente: ofrecen a los clientes de sus servicios de música en streaming la posibilidad de acceder a decenas de millones de canciones con calidad de CD, así como a un repositorio no tan amplio de temas con calidad de máster de estudio.

Y todo ello pagando los mismos 9,99 euros mensuales por los que algunos de sus competidores solo nos proponen música comprimida con pérdida de calidad.

El brutal sonido de 'La trinchera infinita' demuestra que siempre es tan importante como la imagen: hablamos con sus responsables

Ante esta perspectiva no cabe duda de que es un buen momento para repasar qué nos proponen los principales servicios de música en streaming a los que los usuarios tenemos acceso actualmente.

Esto es lo que tenemos que pagar para acceder a música sin pérdida de calidad

Como he mencionado unas líneas más arriba, estos servicios ya no se desmarcan por la cantidad de canciones que dan forma a su catálogo.

Tampoco por la posibilidad de utilizarlos sin conexión a internet, por su habilidad a la hora de proponernos recomendaciones personalizadas o por las plataformas en las que podemos utilizarlos.

Las diferencias entre unas opciones y otras en estas áreas son minúsculas, aunque, eso sí, eso no impide que los usuarios nos sintamos más cómodos con la interfaz de uno de ellos en particular, o con el método que nos propone para explorar su contenido.

En este terreno, como es lógico, mandan las preferencias de cada usuario, y aquí las diferencias entre unas opciones y otras sí son perceptibles.

La característica que ya se ha consolidado como una prestación diferencial capaz de incrementar el valor añadido de estos servicios es su calidad de sonido

En cualquier caso, la característica que ya se ha consolidado como una prestación diferencial capaz de incrementar el valor añadido de estos servicios es, como hemos visto, su calidad de sonido.

Tidal y Qobuz apostaron desde el principio por esta estrategia porque ambos tienen una marcada vocación audiófila, pero su posición se ha visto comprometida por el paso hacia delante que han dado Apple y Amazon.

Y es que estos dos últimos servicios, como hemos comprobado, nos permiten acceder a todo su repositorio de canciones con una calidad equiparable a la que nos propone un CD.

Y también a una colección más comedida de temas con calidad de máster de estudio, que en algunos casos puede alcanzar los 24 bits de resolución y una frecuencia de muestreo de 192 kHz.

Streamingmusica

Amazon ha confirmado que su nueva propuesta ya ha entrado en vigor, y la de Apple lo hará durante el próximo mes de junio.

No obstante, otra característica que ambos servicios tienen en común es que los dos nos permiten escuchar sus más de 70 millones de cortes musicales sin pérdida de calidad pagando una cuota mensual de 9,99 euros.

Y esto nos invita a poner nuestros ojos sobre sus competidores. La suscripción Premium de Deezer, que es la que también cuesta 9,99 euros, solo nos permite acceder a contenido comprimido con pérdida de calidad.

Si queremos música sin pérdida de calidad en esta plataforma no nos queda más remedio que optar por la suscripción HiFi, que cuesta 14,99 euros al mes.

La alta fidelidad no tiene por qué ser elitista: te ayudamos a configurar un equipo de buena calidad y precio realista

YouTube Music y Spotify por el momento no nos permiten disfrutar su catálogo musical sin pérdida de calidad, aunque este último servicio ha confirmado que durante 2021 lanzará una nueva suscripción conocida como Spotify HiFi que sí nos permitirá hacerlo (confiemos en que a los mismos 9,99 euros mensuales que nos piden Apple y Amazon).

Amazon y Apple no han puesto en una situación comprometida solo a Spotify, Deezer y YouTube Music; también a Qobuz y Tidal

Y nos quedan Qobuz y Tidal, dos servicios de música en streaming decididamente audiófilos que han apostado desde su puesta en marcha por la calidad de sonido.

Ambos nos permiten acceder a música sin pérdida de calidad, y también a un amplio repositorio de temas con calidad de máster de estudio (hasta 24 bits y 192 kHz), pero su punto de partida en estas condiciones es una cuota mensual de 19,99 euros. El doble de lo que nos piden Apple y Amazon.

Qobuz nos da la opción de optar por el pago anual completo, y en ese caso la cuota mensual se reduce a 14,99 euros, pero sigue siendo una cifra sensiblemente más alta que la de sus competidores más aventajados.

La conclusión más evidente a la que podemos llegar después de revisar qué nos proponen todos los servicios es que el movimiento que acaban de hacer Amazon y Apple no pone solo en una situación comprometida a Spotify, Deezer y YouTube Music, sino también a Tidal y Qobuz.

Los servicios de música en streaming, en cifras

AMAZON MUSIC UNLIMITED/MUSIC HD APPLE MUSIC DEEZER QOBUZ SPOTIFY TIDAL YOUTUBE MUSIC
CATÁLOGO DE CANCIONES 70 millones (7 millones con la máxima calidad) 75 millones (este será el catálogo disponible a finales de 2021 según Apple) 73 millones 70 millones 70 millones 70 millones No disponible
CALIDAD MÁXIMA DISPONIBLE Máster de estudio (24 bits y 192 kHz) Máster de estudio (24 bits y 192 kHz) FLAC de 16 bits / 1411 kbps en Deezer HiFi (14,99 euros/mes) Máster de estudio (24 bits y 192 kHz) 320 Kbps (en 2021 estará disponible la suscripción HiFi con audio sin pérdida de calidad) Máster de estudio (típicamente 24 bits y 96 kHz) 256 kbps
RECOMENDACIONES PERSONALIZADAS
ACCESO SIN CONEXIÓN
PERIODO DE PRUEBA GRATUITO Tres meses Tres meses Un mes Un mes Un mes Un mes Un mes
MODALIDAD GRATUITA No No No No
PRINCIPALES PLATAFORMAS SOPORTADAS Android, iOS, macOS, Windows, navegadores, Fire OS, Sonos, Denon HEOS, coches de los fabricantes asociados, etc. Android, iOS, macOS, Windows, Apple Watch, Apple TV, HomePod, CarPlay, Sonos, Amazon Echo, Samsung Smart TV, etc. Android, iOS, macOS, Windows, Apple Watch, Android Wear, Sonos, Smart TV, sistemas de sonido, coches compatibles, etc. Android, iOS, macOS, Windows, Chromecast, equipos de alta fidelidad, etc. Android, iOS, macOS, Windows, Linux, Chromecast, Apple TV, Amazon Fire TV, Smart TV, consolas de videojuegos, etc. Android, iOS, macOS, Windows, equipos de alta fidelidad, Smart TV, streamers, coches de los fabricantes asociados, etc. Android, iOS, macOS, Windows, Google Home, Sonos, Android TV, Android Auto, navegadores, etc.
CARACTERÍSTICAS ADICIONALES Incorpora canciones con audio en 3D codificado en Dolby Atmos y 360 Reality Audio En junio estarán disponibles canciones codificadas en Dolby Atmos, Spatial Audio y con calidad de máster de estudio Incorpora canciones con audio en 3D codificado en 360 Reality Audio (en Deezer HiFi) La suscripción Studio Sublime (249,99 euros/año) conlleva descuentos en las descargas en Hi-Res. Artículos interactivos, contenido exclusivo y listas de reproducción realizadas por expertos Propone un plan Duo adicional con dos cuentas por 12,99 euros/mes Entrevistas, vídeos musicales, mezclas, radio, eventos en vivo exclusivos, etc. Incorpora canciones con audio MQA y 3D codificado en Dolby Atmos y 360 Reality Audio Vídeos musicales, radio, mezclas personalizadas, listas de éxitos, etc.
PRECIO (PLAN MENSUAL) 9,99 euros 9,99 euros 9,99 euros 19,99 euros 9,99 euros 9,99 euros (19,99 euros suscripción HiFi) 9,99 euros
PRECIO (PLAN ANUAL) Desde 99 euros 99 euros 89,91 euros (Deezer Premium) Desde 179,99 euros No No No
PRECIO (PLAN FAMILIAR 6 USUARIOS) 14,99 euros/mes 14,99 euros/mes 14,99 euros/mes Desde 29,16 euros/mes (suscripción anual Studio Premier Family) 15,99 euros/mes 14,99 euros/mes (Premium) o 29,99 euros/mes (HiFi) 14,99 euros/mes

Los servicios que aún no han dado un paso hacia delante no deberían relajarse

Estas plataformas saben que la inercia de los usuarios juega a su favor. Cuando llevas utilizando durante mucho tiempo un mismo servicio, sea de música en streaming o de cualquier otro tipo, no es fácil dejarlo atrás y cambiarlo por otro.

Es muy probable que te hayas acostumbrado a su interfaz y su forma de organizar el contenido. Y también que tengas tus propias listas de reproducción y álbumes favoritos (aunque es posible importarlos desde otros servicios).

Desprenderse de todo eso no es pan comido, y los servicios lo saben mejor que nadie. Sin embargo, si la oferta de otra plataforma es lo suficientemente tentadora habrá usuarios que, pese a todo, decidirán afrontar el cambio.

Los jóvenes ya no saben usar emule: así se ha desplomado el interés por las redes P2P en pocos años

Spotify tiene a su favor una base de usuarios enorme. Según la propia compañía el pasado 31 de marzo tenía 356 millones de usuarios activos mensuales y nada menos que 158 millones de suscriptores de pago.

Son unas cifras impresionantes que posicionan a este servicio como la más exitosa de todas las plataformas que se dedican a la música en streaming.

Sin embargo, la fidelidad de los usuarios no está escrita en piedra. Ni a favor de Spotify, ni de ningún otro servicio. Y es razonable que sea así.

Audiohq

Durante los próximos meses será interesante comprobar si Spotify HiFi, la suscripción con la que esta compañía nos propondrá acceder a su repositorio de música sin pérdida de calidad, está a la altura de las circunstancias.

Deezer también está en una situación comprometida debido a que su suscripción HiFi, que es la modalidad que nos permite acceder a la música sin pérdida de calidad, cuesta 14,99 euros al mes. Y 5 euros más mensuales de lo que nos piden Apple y Amazon no son despreciables.

YouTube Music queda, si cabe, en una posición aún más delicada después de los últimos movimientos de sus rivales.

Actualmente la plataforma de Google no sirve música sin pérdida de calidad, y en el horizonte no hay nada que nos invite a intuir que a corto o medio plazo nos va a proponer ir más allá de los 256 kbps que nos ofrece actualmente. Aunque hoy se celebra el evento Google I/O, y, quién sabe, quizá esta compañía nos depare alguna sorpresa.

La fidelidad de los usuarios no está escrita en piedra. Ni a favor de Spotify, ni de ningún otro servicio. Y es razonable que sea así

Por último, Tidal y Qobuz parecen sentir muy cerca el aliento de Amazon Music HD y Apple Music. Estos dos últimos servicios ofrecen música con una calidad capaz de satisfacer a los audiófilos exigentes, pero con un precio sensiblemente más bajo que el de las suscripciones de Tidal y Qobuz con una calidad de sonido equiparable.

No obstante, estas dos últimas plataformas mantienen algunas bazas que no podemos pasar por alto. La más evidente es su catálogo, en el que abundan los géneros que más interés suelen despertar en la comunidad audiófila, como la música clásica, el jazz o la música antigua, entre otras opciones.

Además, proponen a sus usuarios contenidos adicionales que los melómanos suelen apreciar, como artículos editoriales, entrevistas, eventos en vivo y descargas en alta calidad. Incluso han establecido alianzas con un abanico amplio de marcas de componentes de alta fidelidad.

Todo esto les da cierta preeminencia ante algunos audiófilos y melómanos, pero no deberían dormirse en los laureles. La competencia aprieta más que nunca.

Imagen de portada | cottonbro
Imágenes | emmolos

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *